Miércoles
26
Febrero
Occidentes

Los libros continúan siendo una gran compañía para los amantes de la literatura, a pesar de Internet y las adaptaciones de obras universales al cine y la televisión, y no hay nada comparable a ese momento especial entre el lector y el título escogido

Los lectores cubanos y Don Quijote


Por Lydia Esther Ochoa Peña

A esa cita hay que acudir con los sentidos despiertos: la vista, el tacto, se percibe también el olor de las páginas y la voz del narrador o del poeta y hasta parece que el paladar también está presente en ese encuentro, que puede ocurrir a cualquier hora del día, la noche o la madrugada. El libro siempre estará en el librero esperando esos minutos mágicos para atrapar y mantener al lector todo el tiempo en vilo.

"En un lugar de la Mancha, de cuyo nombre no quiero acordarme, ha mucho tiempo que vivía un hidalgo de los de lanza en astillero, adarga antigua, rocín flaco y galgo corredor..." Así comienza la novela el Ingenioso Hidalgo Don Quijote de la Mancha, escrita entre los años 1605 y 1615 por Miguel de Cervantes y Saavedra.

Precisamente la obra cumbre de la Literatura española fue el primer libro editado por la Imprenta Nacional de Cuba, creada el 31 de marzo de 1959 mediante la Ley 187, la segunda institución cultural fundada por la naciente Revolución, La segunda fue el Instituto Cubano de Arte e Industria Cinematográficos (ICAIC).

El gran escritor cubano Alejo Carpentier fue el primer director de la Imprenta Nacional de Cuba, y después de El Quijote, que tuvo una tirada de más de 100 mil ejemplares, serían publicados otros títulos de autores de la talla de César Vallejo, Rubén Darío, Pablo Neruda, Nicolás Guillén, Federico García Lorca, Ernest Hemingway, Honorato de Balzac, Víctor Hugo, Leon Tolstoi, entre otros, también se editaron las cartillas y los manuales de la Campaña Nacional de Alfabetización de 1961, cuando cerca de un millón de cubanos aprendieron a leer y escribir.

"No te pedimos cree sino lee" fue una premisa de la Revolución cubana al tiempo que posibilitaba el acceso a la lectura de millones de personas. La Imprenta Nacional de Cuba existió hasta 1962, cinco años después fue creado el Instituto Cubano del Libro, y sería conformado todo un sistema de editoriales nacionales al que se sumaron más tarde las provinciales.

En conjunto en estos 48 años, los mismos que tiene la Revolución, la publicación anual de libros en Cuba ha ido creciendo, y tan solo para las ediciones de las Ferias Internacionales de Libros, extendidas a todo el país con la llegada del milenio, son editados millones de libros, de escritores nacionales y extranjeros.

22 años después de crearse la Imprenta Nacional de Cuba fue instituido el 31 de Marzo, como Día del Libro Cubano, que se celebra en todo el país.

En Holguín el programa conmiserativo del Centro Provincial del Libro y la Literatura incluye la entrega a escritores y bibliotecarios la distinción Beby Urbino, sobresaliente promotor cultural y periodista holguinero fallecido el pasado siglo XX.

Fuente: Radio Ángulo

Noticias de Literatura
Servicios de Literatura finalizadas
Servicios de Literatura finalizadas
Escuchá Radio De Tango
Novedades de Literatura
La Máquina de Susana, de Moira Irigoyen
¿Era ilusión, o juventud divino tesoro?
Ejercitación de las funciones ejecutivas
Paidós lanza al mercado una obra de suma utilidad para psicólogos, psicopedagogos y otros profesionales que aborden el entrenamiento cognitivo y ejecutivo.
La radio del norte

Seguinos

Twitter Facebook
Radio La Quebrada Radio de Tango Indexarte Escribirte Occidentes Escuchanos
©2010-2020 | occidentes.com.ar | Todos los derechos reservados | Diseño Web