Martes
22
Octubre
Occidentes

Se trata de una novela de "fantasmas" que trata, según Torres, "sobre una mujer que se enfrenta a vivir vegetando o a vivir resistiendo. Tiene 63 años y se le van las ganas de vivir, por eso habla con sus mejores amigos y maestros, los dos muertos".

Maruja Torres gana el Premio Nadal con una novela de fantasmas


En realidad son tres los personajes de la novela Esperadme en el cielo, con la que la periodista y escritora española Maruja Torres (Barcelona, 1943) ganó ayer la sexagésimo quinta edición del Premio Nadal, el galardón más veterano de España que concede la editorial Destino. La protagonista, mezcla de Wendy de Peter Pan y de la Alicia de Alicia en el País de las Maravillas, con mucho de la propia Maruja Torres, que se reencuentra con dos amigos ya fallecidos, Terenci Moix y Manuel Vázquez Montalbán. Ella llega a un presunto más allá y en ese reencuentro, los tres crean una atmósfera mágica y juntos rinden un homenaje a un determinado tiempo pasado.

Torres la presentó al premio, dotado con 18 mil euros, con el título de Jardines de aire y bajo el seudónimo de Sara Amigó. "Es un enredo, escrito con mucha ironía, mucha ternura, mucha sensibilidad. Hay cinefilia, gayfilia, chismofilia. Creo que la magia que tiene la novela es que es un cómic inteligente".

Los tres personajes, invisibles para los humanos, recorren a su gusto desde Hollywood a Alejandría, el Mediterráneo, la Feria del Libro de Madrid y, sobre todo, Barcelona. Manuel Vázquez Montalbán y Terenci Moix le piden ayuda para reconstruir el Barrio Chino, ahora Raval. "El Barrio, con mayúsucula -insistió Torres- que reconstruimos es aquel en el que queremos creer: como la vida. El que lo prometía todo y era tan pobre que podíamos creer que el futuro no nos iba a defraudar. Es también generacional, la infancia y el barrio común que no tuvimos juntos y que nos hubiera gustado tener, a menos a mí".

Maruja Torres, Manuel Vázquez Montalbán y Terenci Moix nacieron efectivamente en el Barrio Chino de Barcelona y aunque no coincidieron en sus primeros años, sí vivieron intensamente su transformación en el Raval, que culminó en los años previos a los Juegos Olímpicos de 1992.

"Barcelona, el puerto, el cine, Hollywood. La eternidad sólo necesita un buen coreógrafo y un buen guionista, dice Terenci en la novela", explicó Torres. Tan placentera se convierte esa vida invisible para la protagonista, que en un momento dado se plantea si "es más cómodo estar muerta y viva. En esa especie de cielo, solo hay escritores que les gustan a los tres y ningún crítico".

Maruja Torres publicó su primer libro, ¡Oh, es él!, sobre Julio Iglesias, en 1985. Le siguieron Ceguera de amor, Amor, América, Un calor tan cercano, considerada como su primera novela literaria, y Mujer en la guerra. En 2000 ganó el Premio Planeta con Mientras vivimos. Luego aparecieron Hombres de lluvia y La amante en guerra.

Fuente: El informador

Noticias de Literatura
Servicios de Literatura finalizadas
Servicios de Literatura finalizadas
Escuchá Radio De Tango
Novedades de Literatura
La Máquina de Susana, de Moira Irigoyen
¿Era ilusión, o juventud divino tesoro?
Ejercitación de las funciones ejecutivas
Paidós lanza al mercado una obra de suma utilidad para psicólogos, psicopedagogos y otros profesionales que aborden el entrenamiento cognitivo y ejecutivo.
La radio del norte

Seguinos

Twitter Facebook
Radio La Quebrada Radio de Tango Indexarte Escribirte Occidentes Escuchanos
©2010-2019 | occidentes.com.ar | Todos los derechos reservados | Diseño Web